¿Por qué un blog sobre el duelo?

Existen en la red multitud de blogs: hay una lista de los bloggers más famosos a los que los escritores noveles escriben para que reseñen sus libros, e incluso bitácoras con más seguidores que cualquier grupo de música. Ahora la pregunta es: ¿Tendrá hueco este blog en el universo virtual?

Hay razones sólidas para crear un blog sobre el duelo: la primera es que debe existir un espacio en el que abordar una realidad que es universal, como lo es la muerte y, consecuentemente, el dolor que produce la pérdida  de un ser querido.

El motivo por el cual hemos elegido este formato para alzar la voz es que es un medio de expresión muy potente. Y es que si nuestra entidad, la Fundación Mario Losantos del Campo, hubiera nacido en la Edad de Piedra, hubiéramos grabado un monolito.

¿Cómo nos afecta el duelo?

Nuestra segunda razón para crear este blog son los siguientes datos: si tenemos en cuenta que sólo en el año 2010 fallecieron en España 382.047 personas, y que cada muerte puede llegar a afectar a una media de 128 supervivientes, resulta evidente que el número potencial de personas afectadas por un duelo es elevado y, por lo tanto, también lo es la cifra de usuarios que encontrarían útil un blog sobre este tema. En el fondo buscamos dar respuesta a una necesidad social: hablar más sobre el duelo.

Está científicamente documentado que un duelo complejo puede aumentar el riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares y, en el caso de los viudos, incluso puede incrementar en un 50% la probabilidad de muerte durante el primer año de duelo. En resumen, conocer las características del duelo normal y complicado resulta vital para la salud física y emocional de las personas que atraviesan este proceso, ya que no detectar a tiempo un duelo difícil puede tener implicaciones severas para la salud, tanto física como psicológica*.

Teorías sobre el duelo

Por otro lado, conocer las diversas teorías que existen sobre este proceso puede resultar beneficioso, ya que el ser humano necesita dar explicación a las cosas que le ocurren. El duelo genera a quien lo padece una gran sensación de descontrol. Por eso, conocer alguna teoría explicativa permite combatir este sentimiento.

Saber lo que podemos esperar y lo que no permite normalizar los síntomas comunes de este proceso. Por este motivo, dar a conocer estas teorías suele formar parte de la Psicoterapia de Duelo.

Causas del duelo complicado

El ser humano está biológica y psicológicamente preparado para superar la muerte de un ser querido. Si el proceso de duelo se complica, en la base del problema suele estar un factor o comportamiento: el bloqueo del dolor. En la sociedad actual, hemos desterrado la muerte y el dolor de nuestras vidas, vivimos de espaldas a ella hasta que no podemos hacer otra cosa que afrontarla. La muerte ha pasado de ser un hecho normal, que ocurría en casa y en el que participaba toda la familia, a ser algo temido, que tiene lugar en los hospitales.

Hoy en día la muerte se ha deshumanizado y burocratizado. Por eso, hablar de este tema en un blog implica introducirlo en nuestras vidas, en lo cotidiano, en lo comunitario, porque sólo dándole un espacio y un lugar a la muerte podremos estar preparados para afrontarla y para ayudar a las personas cercanas a nosotros que la experimenten.

La importancia de exteriorizar el duelo

Cuando estamos en duelo, la sociedad nos apremia a recuperarnos cuanto antes y a dolernos lo menos posible. Esto también puede empujarnos a bloquear el dolor. La consecuencia de esto es, como bien decía Shakespeare, que “la pena que no habla murmura en el fondo del corazón y le invita a romperse”. Hablar del dolor es reparador. Dolerse tras la muerte de un ser querido no sólo es normal, sino necesario y saber esto es clave para permitirlo. Si huimos del dolor, éste crece. Si lo afrontamos, se deshace. Así de fácil y así de difícil.

Estos son los primeros pasos de un blog que está en pañales y que pretende ser una fuente de conocimiento, de apertura  y de consuelo para todos aquellos que puedan verse afectados por la muerte de un ser querido. Nosotros sólo podemos ponerlo en marcha. Darle vida y promoverlo, sólo depende de ti, querido lector que lees estas líneas. Así que, si algo de lo que has leído te sirve, compártelo y difúndelo.

Buena suerte en tu camino.

* Prigerson HG, Vanderwerker LC, Maciejewski PC. Complicated grief as a mental disorder: inclusion in DSM. In Handbook of Bereament Research and practice: 21 century perspectives, Eds. Stroebe M, Hansson R, Shut H. & Stroebe W. American Psichological Associaton  Press 2007, in press;  Zissook S, Shuchter SR. Depression through the first year after the death of a spouse. Am J Psychiatry 1991; 148: 1346-52; Prigerson HG, Bierhals AJ, Kals SV et al. Traumatic grief as a risk factor for menthal and physical morbidity. American Journal of Psychiatry 1997; 154: 616-623.